¿Se puede vender un piso con inquilino? Esta pregunta genera muchas dudas tanto para el vendedor como para inquilino, pero lo cierto es que el vendedor puede vender su propiedad, aunque la tenga alquilada.

Si este es tu caso y vas a vender tu propiedad teniéndola alquilada, hay ciertos factores que debes tener en cuenta para que la cosa no se complique. Te contamos lo que necesitas saber.

Ley de Arrendamientos Urbanos

La Ley de Arrendamientos Urbanos contempla el hecho de que se pueda vender una vivienda que tiene un inquilino.

Sin embargo, el inquilino está en su pleno derecho de disfrutar del inmueble hasta la finalización de su contrato, independientemente de si hay o no un nuevo propietario.

Registro de la Propiedad

Si el contrato se encuentra inscrito en el Registro de la Propiedad, como propietario estás obligado a respetar al inquilino y cumplir con el contrato existente.

En cambio, si el piso está inscrito, pero el contrato de arrendamiento no, este último quedaría extinguido, de tal manera que el inquilino solo tiene derecho a 3 meses de alquiler adicionales desde la comunicación.

Derecho a tanteo

Se trata del derecho preferente de adquisición al vender una casa con inquilino. Es decir, como propietario de una vivienda con inquilino, tienes la obligación de avisar al inquilino de tu deseo de vender la vivienda.

Y, además, el inquilino tiene prioridad a la hora de comprar la casa, por lo que, si la pones en venta, tendrás que informarle a él primero de a qué precio la vas a vender. A partir de este momento, el inquilino tendrá 30 días naturales para decidir si quiere comprar la vivienda. Si al final no le interesa, podrás vender la vivienda a un tercero.

Situación de la vivienda

Los potenciales compradores han de estar al corriente de la situación de la vivienda, por lo que es esencial que como propietario le comuniques que se encuentra arrendada en estos momentos.

* Si quieres conocer los impuestos que hay que pagar al vender una vivienda, descárgate nuestra Infografía.

Derechos del arrendatario sobre el inmueble

Hay que mirar los diferentes tipos de arrendamiento vigentes y considerar los derechos que el inquilino tiene sobre el inmueble, sobre todo si se trata de contratos de larga duración.

Aunque la ley nos ampare, si el arrendatario se niega, no podremos hacer nada para obligarle a abandonar la casa. Por ello, es mejor llegar a un acuerdo y evitar entrar en un largo procedimiento judicial.

El inquilino puede permanecer en la vivienda tras el cambio de titularidad

Otra opción es que el nuevo propietario que adquiera tu vivienda como inversión, llegue a un acuerdo con el inquilino para que pueda permanecer en la vivienda tras el cambio de titularidad.

Para ello, debe existir consenso entre el nuevo propietario y el arrendatario, o bien que el antiguo dueño haya establecido una cláusula obligatoria en este sentido.

¿Cómo tener más seguridad jurídica?

En toda compraventa inmobiliaria hay que cumplir con la normativa vigente, ya que en caso contrario la operación podría considerarse ilegal y carecería de validez.

Por ello, es una buena idea acudir a expertos inmobiliarios como MR by MÓNICA RESINO para que puedan ayudarnos a realizar todos los trámites.

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación. Para continuar navegando por nuestra web, debes aceptar su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies ACEPTO política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies
1
Hola. ¿En qué podemos ayudarte?
Powered by